Índice.

Artículos.

Artículo 1.- Definición.

1.- La Asociación de Archiveros de Canarias (ASARCA) se constituye, como una Asociación dentro de la Federación de Asociaciones de Archiveros de la Confederación de Asociaciones de Archiveros, Bibliotecarios, Museólogos y Documentalistas (ANABAD), a partir de los socios de la citada Asociación que desarrollan su actividad profesional en archivos o centros de la Comunidad Autónoma de Canarias o bien residen en ella. La Asociación de Archiveros de Canarias acata los estatutos de la Federación de Asociaciones de Archiveros (ANABAD) así como los estatutos confederales de la Confederación de Asociaciones de Archiveros, Bibliotecarios, Museólogos y Documentalistas (ANABAD) y acepta los mismos en todos sus extremos.

2.- La Asociación de Archiveros de Canarias es una entidad sin ánimo de lucro, destinada a agrupar a cuantos se ocupan profesionalmente de los archivos radicados en la Comunidad de Canarias, o bien tienen un interés profesional por estas instituciones.

3.- El ámbito territorial de La Asociación de Archiveros de Canarias es el de la Comunidad Autónoma de Canarias.

Artículo 2.- Domicilio.


La sede de la Asociación de Archiveros de Canarias se halla establecida actualmente en la calle Avda. Primero de Mayo, 17. 15E – 35002 Las Palmas de Gran Canaria.

Artículo 3.- Finalidad.


La Asociación de Archiveros de Canarias tiene por objeto fundamental promover el desarrollo profesional de sus asociados y el de los servicios a ellos encomendados, así como proteger el patrimonio documental canario, se encuentre dentro o fuera de la Comunidad Autónoma de Canarias. Carece de finalidad lucrativa y dedicará los beneficios eventualmente obtenidos al desarrollo de sus actividades.
 
Se ocupará de:

  1. Asistir y representar los intereses y derechos de los asociados en sus tareas profesionales excluyendo cualquier actividad de carácter sindical.
  2. Promover la mejor formación de los profesionales de archivos así como la creación y mejora de los archivos.
  3. Señalar las condiciones profesionales y técnicas para el desempeño de su ocupación.
  4. Fomentar las relaciones profesionales de los asociados dentro de la Comunidad Autónoma.
  5. Fomentar la defensa del Patrimonio Documental como bien cultural tanto ante las instituciones públicas y privadas como ante los ciudadanos.
  6. Establecer cauces de información y colaboración con instituciones públicas y privadas competentes en la gestión de archivos.
  7. Representar a los miembros de la asociación ante los organismos y entidades españoles, extranjeros e internacionales.
  8. Realizar todas aquellas actividades que sean convenientes para la consecución de sus fines.

Artículo 4.- Actividades.


Para cumplir los fines citados en el artículo anterior, La Asociación de Archiveros de la Comunidad de Canarias cuidará de:

  1. Promover el desarrollo y la difusión del patrimonio documental de la Comunidad de Canarias con iniciativas que favorezcan la existencia de una legislación adecuada para la consecución de los fines de la asociación.
  2. Participar en cuantos foros considere oportunos para la defensa de los intereses profesionales de sus asociados.
  3. Realizar cursos, conferencias, seminarios y otras actividades docentes encaminadas a la formación de los profesionales.
  4. Organizar congresos, jornadas, exposiciones y conferencias sobre temas de interés para sus asociados.
  5. Establecer comisiones y grupos de trabajo que realicen investigaciones, estudios, encuestas y proyectos concernientes al ejercicio de su función.
  6. Publicar boletines en cualquier soporte, que sirvan de orientación y medio de unión entre sus asociados.

Artículo 5.- De los socios.


La asociación admite cuatro tipos de socios:

Personales: podrán pertenecer cuantas personas puedan ejercer funciones técnicas y profesionales en archivos radicados en el territorio de la Comunidad de Canarias, tengan formación archivística o ejerzan su profesión en íntima relación con los archivos de esta Comunidad Autónoma.

Socios adheridos: estarán conformados por todas aquellas personas que estén interesadas por los archivos, como los investigadores, docentes o ciudadanos en general.

La Asociación podrá también admitir, como socios institucionales, a los archivos ubicados en el territorio de la Comunidad de Canarias o a cualquier otra institución que tenga a su cargo algún centro de este tipo.

La Asociación de Archiveros de la Comunidad de Canarias contempla la figura de socios honorarios, para quienes se hayan distinguido por su eminente actividad en relación con los archivos o por su eficiente ayuda moral o económica a los mismos.

Artículo 6.- De los derechos de los socios.

Los socios personales tiene derecho a:

  1. Participar con voz y voto en las deliberaciones y decisiones de las asambleas o juntas generales de la asociación
  2. A elegir y ser elegibles miembros de los órganos de dirección de la ASOCIACIÓN DE ARCHIVEROS DE CANARIAS (ASARCA), así como a participar en la elección de los cargos de los órganos de dirección de la Federación de Asociaciones de Archiveros (ANABAD) y de la Confederación de

Asociaciones de Archiveros, Bibliotecarios, Museólogos y documentalistas (ANABAD), pudiendo ser elegidos para los mismos.

Los socios adheridos podrán participar en las deliberaciones de las asambleas o juntas generales de la asociación, con voz, pero sin voto.

Los socios institucionales podrán participar, mediante un representante designado al efecto, en las deliberaciones de las asambleas o juntas generales de la asociación, con voz, pero sin voto.

Los socios honorarios podrán participar en las deliberaciones de las asambleas o juntas generales de la asociación, con voz, pero sin voto.

Artículo 7.- De los deberes de los socios.

Los socios personales tienen el deber de:

  1. Respetar y cumplir los estatutos de la ASOCIACIÓN DE ARCHIVEROS DE CANARIAS (ASARCA), así como los de la Federación de Asociaciones de Archiveros (ANABAD).
  2. Acatar los acuerdos de las asambleas o juntas generales y de los órganos de dirección de la asociación así como los acuerdos adoptados por los distintos órganos representativos de la federación y de la confederación.
  3. Prestar su colaboración en los asuntos para los que sean requeridos por los órganos de dirección de la asociación y de la federación.
  4. Abonar puntualmente la cuota de asociado.
  5. Concurrir personalmente, o por delegación, a las asambleas o juntas generales.

Artículo 8.- De la pérdida de la condición de socio.

La condición de socio se perderá

  1. Por renuncia voluntaria, previa comunicación por escrito a la Junta Directiva
  2. Por expulsión acordada por la Junta Directiva y la asamblea General, razonados y probados los hechos que motiven la expulsión, previa audiencia del interesado. Para todo lo cual se abrirá expediente de expulsión
  3. Por impago de la cuota anual

Artículo 9.- De la Asamblea General.

Los socios personales, adheridos y honorarios así como los representantes de los socios institucionales se reunirán en Asamblea General ordinaria una vez al año, con anterioridad a la reunión del Consejo Federal Ordinario de la Federación, y en Asamblea General Extraordinaria cuantas veces sean convocados por el Presidente de la Asociación.

La Asamblea General constituye el cauce de participación de los socios personales en los debates y procesos electorales que se abran tanto en la ASOCIACIÓN DE ARCHIVEROS DE CANARIAS (ASARCA) como en Federación de Asociaciones de Archiveros o en la Confederación de Asociaciones de Archiveros, Bibliotecarios, Museólogos y Documentalistas (ANABAD).

Artículo 10.- Atribuciones de la Asamblea General Ordinaria.

La Asamblea General Ordinaria se reunirá, preceptivamente, una vez al año, en el lugar y fecha que la Junta Directiva señale que, preferiblemente, deberá ser rotativo en cada isla siguiendo el orden alfabético (El Hierro, Fuerteventura, Gran Canaria, La Gomera, Lanzarote, La Palma Y Tenerife), para escuchar y, en su caso, aprobar la memoria anual de la Asociación y la propuesta de presupuesto anual a elevar al Consejo Federal y al Consejo Confederal y para deliberar y tomar acuerdos sobre las cuestiones que figuren en el orden del día.

Las decisiones de la Asamblea General Ordinaria se tomarán por mayoría simple de votos de socios presentes y representados.

Artículo 11.- Atribuciones de la Asamblea General Extraordinaria.

La Asamblea General se reunirá, con carácter extraordinario, cuando la Junta Directiva lo considere oportuno, así como a propuesta de, al menos, un tercio de socios personales.

Las actividades reservadas con carácter extraordinario a la Asamblea General serán la elección, nombramiento y cese de los cargos de la Junta Directiva y Secciones Insulares, la modificación de estatutos y la disolución de la Asociación.

Todos los acuerdos de la Asamblea General Extraordinaria se tomarán por mayoría de dos tercios de los votos representados, excepción hecha de la elección de cargos de la Junta Directiva que serán elegidos por mayoría simple de votos de socios presentes y representados.

Artículo 12.- Del órgano rector de la Asociación.

El órgano rector de la Asociación de Archiveros de Canarias es la Junta Directiva, que estará apoyada en cada una de las islas por las Secciones insulares.

Artículo 13.- De las Secciones Insulares.

La Asociación Canaria de Archiveros, dado el carácter insular del territorio que la conforma, tendrá una Sección en cada una de las islas al frente de la cual ha de haber, como mínimo un Director de Sección y un Secretario.

Artículo 14.- Atribuciones de las Secciones Insulares.

Es misión de la Sección Insular poner en práctica los acuerdos adoptados por la Asamblea General y la Junta Directiva en cada una de las islas. Actuará en nombre de la isla a la que representará ante la Junta Directiva, formando parte de la misma sus Directores con el cargo de vocales.

Su función es garantizar el funcionamiento diario de la Asociación a nivel insular.

Artículo 15.- De las sesiones y acuerdos de las Secciones Insulares.

Las Secciones Insulares tendrán potestad para reunirse cuando así lo consideren oportuno, siendo obligatoria una reunión con antelación a la que la Junta Directiva realiza trimestralmente, y otra de forma posterior, a fin de que lleve los acuerdos adoptados por la sección a la Junta y las determinaciones que ésta resuelva respecto a ello.

Artículo 16.- De la elección de los representantes de las Secciones Insulares.

Los representantes de las Secciones Insulares serán elegidos atendiendo a la normativa electoral recogida en el artículo 20 de estos estatutos.

Artículo 17.- De la Junta Directiva.

La Asociación Canaria de Archiveros será administrada por la Junta Directiva que estará compuesta por un Presidente, un Vicepresidente, un Secretario y siete vocales, constituido por cada uno de los directores de las Secciones Insulares.

La Junta Directiva podrá contar con el asesoramiento de un especialista informático y un contable. El asesor informático hará el diseño, modificaciones, migraciones y otros quehaceres informáticos de carácter técnico de la página web de la Asociación. El asesor contable llevará la contabilidad de la Asociación y los temas fiscales, se encargará de recaudar las cuotas de los afiliados y de canalizar las mismas a la tesorería de ANABAD.

Los cargos de la Junta Directiva no recibirán remuneración económica alguna ni participarán en los resultados económicos de la Asociación.

Los cargos de la Junta directiva serán elegidos por tres años.

Artículo 18.- Atribuciones de la Junta Directiva.

Es misión de la Junta Directiva poner en práctica los acuerdos adoptados por la Asamblea General. Actuará en nombre de la Asociación a la que representará, tanto dentro de la Federación y la Confederación como ante la sociedad en su conjunto.

Su función es garantizar el funcionamiento diario de la Asociación.

Artículo 19.- De los cargos de la Junta Directiva.

El Presidente tendrá la representación legal de la Asociación y su firma legal. Supervisará las actividades de la Asociación, convocará y presidirá las reuniones de la Junta Directiva de la Asociación, de la Asamblea General Ordinaria y de la Asamblea General Extraordinaria. El presidente será el representante de la Asociación en el Consejo Federal de Archiveros de ANABAD y en el Consejo Confederal de ANABAD.

El Vicepresidente sustituirá al presidente en los casos de enfermedad, ausencia, o impedimento no superior a treinta días y asumirá cuantas tareas le sean encomendadas por éste, en su representación.

El Secretario levantará acta de las reuniones de la Junta Directiva, de la Asamblea General Ordinaria y de la Asamblea General Extraordinaria, redactará la memoria anual de Asociación, custodiará los respectivos libros de registro, notificará las convocatorias de las Junta Directiva de la Asociación, de los Consejos Federales de ANABAD y de las Juntas Directivas Federales de ANABAD y, en general, asumirá todas las funciones propias de Secretaría y archivo de la Asociación.

Los vocales, en número de siete, combinarán este cargo con la dirección de las correspondientes Secciones Insulares y tendrán voz y voto y podrán representar a la Junta Directiva en las comisiones de trabajo si así lo considera el presidente.

Artículo 20.- De las sesiones y acuerdos de la Junta Directiva.

La Junta Directiva se reunirá, al menos, una vez cada tres meses, cuando el Presidente lo estime oportuno o cuando un tercio de sus miembros lo solicite por escrito al Presidente.

Dado el carácter insular de la Asociación y la carestía que los desplazamientos conllevan, la Junta Directiva mantendrá el contacto y estará al día de todos los asuntos mediante teléfono o correo electrónico al menos una vez cada quince días, manteniendo al resto de los socios informados por medio de la web.

Las Convocatorias de reunión las extenderá el Secretario con el visto bueno del Presidente e inclusión del orden del día.

Los acuerdos de la Junta Directiva se tomarán por simple mayoría de votos de los asistentes, decidiendo el Presidente en caso de empate.

Artículo 21.- De la elección de la Junta Directiva y Secciones Insulares.

Los miembros de la Junta Directiva y Secciones Insulares serán elegidos por un periodo de tres años, pudiendo ser reelegidos.

La Junta Directiva saliente, con al menos noventa días naturales de antelación, convocará Asamblea General Extraordinaria para la elección. Sesenta días naturales antes de la elección se abrirá el plazo de presentación de candidaturas.

Las candidaturas recibidas hasta treinta días antes de la Asamblea General Extraordinaria deberán ser comunicadas a los socios con la mayor brevedad posible, con la misma presentación tipográfica y con sobre impreso para la posible remisión del voto.

Las candidaturas serán abiertas, pudiendo votar:

  1. Para la Junta Directiva, cada socio para cada uno de los cargos a cualquiera de los candidatos presentados a ellos.
  2. Para las Secciones Insulares, cada socio censado en cada Sección Insular para cada uno de los cargos a cualquiera de los candidatos presentados a ellos.

La elección se efectuará por mayoría simple de votos, admitiéndose los enviados por correo o los entregados a un representante, acompañados de escrito de remisión a la mesa de la Asamblea, firmado y con fotocopia del Documentos Nacional de Identidad o Pasaporte. En caso de empate, decidirá una nueva votación, realizada en exclusiva entre los miembros asistentes a la Asamblea.

Los candidatos elegidos para cada cargo por mayor número de votos serán el Presidente, el Vicepresidente y el Secretario y el Director y Secretario de cada Sección Insular. Las siete vocalías de la Junta Directiva corresponderán a los directores electos de las correspondientes Secciones Insulares.

Quienes les sigan inmediatamente en el número de votos se considerarán suplentes.

En el supuesto de que una misma persona salga electa como presiente, vicepresidente o secretario de la Junta Directiva y director de una sección insular, el cargo de vocal correspondiente a dicha sección pasará a ser ocupado por el secretario electo de la misma.

La Junta Directiva y Secciones Insulares quedarán constituidas formalmente a los quince días de la celebración de la Asamblea General Extraordinaria en la que se elijan los cargos de la Junta Directiva.

En caso de baja de cualquier miembro de la Junta Directiva se cubrirá la vacante por el primer suplente. Si no hubiera suplente para la cobertura de la vacante se convocaría Asamblea General Extraordinaria al efecto de cubrir la baja.

Artículo 22.- De las Comisiones.

La Junta Directiva, para recibir el debido asesoramiento en los asuntos referentes a su actividad, podrá constituir las Comisiones Consultivas que juzgue necesarias, que estarán presididas por un miembro de la misma Junta. Se apunta la conveniencia de que en ellas haya representación de las diferentes islas.

Asimismo, la Junta Directiva podrá crear las Comisiones Técnicas que considere convenientes para el estudio de determinadas materias concretas y aprobará las normas que rijan su funcionamiento. Lo mismo que en el tipo anterior, Se apunta la conveniencia de que en ellas haya representación de las diferentes islas.

Cada Comisión Técnica canalizará sus actividades por medio de una Secretaría, cuyo titular será elegido por los mismos miembros de la Comisión y ratificado por la Junta Directiva

Artículo 23.- Patrimonio de la Asociación.

La Asociación Canaria de Archiveros carece de patrimonio propio, participando solidariamente del de la Confederación de Asociaciones de Archiveros, Bibliotecarios, Museólogos y Documentalistas (ANABAD).

Los recursos económicos para el desarrollo de las actividades de La Asociación Canaria de Archiveros estarán constituidos por las cantidades que, para su realización, sean asignadas por el presupuesto anualmente aprobado por el Consejo Confederal de ANABAD, y serán administrados por la Junta Directiva y la Comisión Permanente Confederal de ANABAD.

Los recursos procedentes de subvenciones y patrocinadores concedidos a la Asociación de Archiveros de Canarias, serán de asignación exclusivamente a ésta y estará administrados por la Junta Directiva de dicha asociación.

Artículo 24.- De la disolución de la Asociación.

La disolución de la Asociación podrá ser acordada en Asamblea General Extraordinaria convocada para este fin y aprobada por la mayoría de dos tercios de los votos representados por sus miembros.

Artículo 25.- De la Modificación de Estatutos.

Las posibles modificaciones de estos estatutos, ajustados a la legislación vigente, deberán ser aprobadas en el Asamblea General, reunida con carácter extraordinario al efecto.

Artículo 26.- De la Modificación de la Asociación.

La Asociación Canaria de Archiveros podrá modificar el carácter de su Asociación, aprobándose en Asamblea General, reunida con carácter extraordinario al efecto, aprobada por la mayoría de dos tercios de los votos representados por sus miembros.